1º Premio en el XX Concurso de Poesçian del Instituto de Cultura Peruana

-2011-


 

Free Guestbook
My Guestbook

ORESTES A. PÉREZ


Periodista, escritor y poeta. Nació en Marianao, Habana, Cuba, el 9 de noviembre de 1940. Cursó sus primeros estudios en la Escuela Pública No. 5 de esa ciudad. Más tarde se graduó de Bachiller en Ciencias y Letras y de la Escuela Nacional de Periodismo, ingresando posteriormente en la Escuela de Filosofía y Letras de la Universidad de La Habana, graduándose de la misma.

Preso político desde los primeros años de la dictadura castrista, emigró a España, donde escribió y publicó los primeros comienzos de su carrera literaria. Llegó a Miami como exiliado y revalidó sus títulos obteniendo el grado de Bachiller en Letras Hispanoamericanas del Miami-Dade Community College. Ha publicado artículos y producciones literarias en periódicos y revistas, españolas y latinoamericanas, así como frecuentes publicaciones en EE. UU., y en especial en Miami, donde reside actualmente.

Sus poemas han sido incluidos en importantes antologías internacionales. Ha recibido numerosos premios, menciones de honor y condecoraciones en certámenes y concursos nacionales e internacionales. Ha publicado dos libros de cuentos: Nuevo amanecer (1985) y Añoranzas (1988); seis libros de poemas: Punto de partida (1986), Juegos de palabras (1989), Burbujas de ensueños (1990), Brevario de amor (1993), Mi voz de cobre, 1ra edición (1996) y Sombras en el alba (2000).

Hace diez años fundó, junto con otros periodistas, poetas y escritores, el Club Cultural de Miami "Atenea", desarrollando magníficas actividades culturales, así como un Taller Literario gratuito, donde contribuye como profesor al desarrollo literario y cultural de las nuevas generaciones en la ciudad de Miami.

   Obtuvo el Primer Premio en el XX Concurso de Poesía del Instituto de Cultura Peruana.


ESCRIBO VERSOS

 

Escribo versos cuando el sol

preludia sus matinales sonatas

 

Y con sus rayos de oro

va quemando las mañanas

 

En las albas veraniegas

con destellos escarlatas

 

Por las tardes otoñales

que se visten de hojarascas

 

En las noches del invierno

atrapado en mi ventana

 

Al llorar el cielo gris

sus melodías de plata

 

O si la Musa del arte

me canta en las madrugadas

 

Contemplando de las fuentes

sus sinfonías de agua

 

Junto al encrespado mar

con olas de espumas albas

 

Metamorfosis de rosa

en una paloma blanca

 

Escribo versos cuando el alma gime

o alegre el corazón me canta.

 

 

MI BOSQUE DE ENSUEÑOS

 

Desde mi bosque de ensueños

mientras traduzco el canto de la hormiga

más allá del horizonte donde toda existencia se pierde

como barca abandonada

después del naufragio del destino.

 

Mientras la cuarta dimensión de la mañana

muestra el camino cual ventana traslúcida

para enseñar el sentimiento humano de la esfera

voy viajando hacia el infinito inexacto.

 

Cabalgando mi unicornio matutino

que va explorando en la masa estratosférica

hasta encontrar los diamantes casi negros

de la vida y de la muerte.

 

El oráculo pasional y los horóscopos

trataron de suplantar los designios inútilmente

y como garzas despistadas por el océano desierto

o camellos abandonados a merced de la tormenta de arena

sucumbieron a la histórica realidad del destino.

 

Y fueron entonces los heraldos verdes

con sus miles de trompetas de hojalata

los que anunciaron la magnífica llegada

de la absoluta libertad de otros mundos

despertándome del sueño de mis ilusas fantasías.

 

 

CANTO A LA ROSA

 

Quiso Dios en su grandeza

perfumar todo tu ser

y con nombre de mujer

eternizar tu belleza.

Donó a la naturaleza

su mejor obra de arte.

Te nombró sacro baluarte

cuando al jardín iluminas

y su corona de espinas

cedió para custodiarte.

 

Te creó en la primavera.

Te engalanó en el estío

y en otoñal atavío

te colocó lisonjera.

En invierno, la primera

te colocó en el vergel

y estás en el sueño aquel

del poeta trasnochado

cuando descansas al lado

de la pluma y del papel.

 

Eres cimero ideal

de romántico esplendor

simbolizando el amor

en el pensil pasional.

Eres místico sitial

al culto de los excesos

cuando en vagos embelesos

tus pétalos se adormecen

y a la brisa les ofrecen

miles de fragantes besos.

 

 

Luces radiante en el huerto

o como ofrenda en el mar

embelleciendo el altar

o rehabitando el desierto.

Estás en el libro abierto

marcando un verso vedado

o en el lamento sagrado

de la funeraria losa

donde el cadáver reposa

de aquel mártir olvidado.

 

 

RENACER

 

Cuando la llama del amor se apaga

es señal que el deseo ha concluido

secas quedan las ramas en el nido

y en el alma dolida, enorme llaga.

 

Cuando la hoguera pasional es daga

afilada que hiere lo vivido

todo se torna soledad y olvido

en la sombra que solitaria vaga.

 

Pero el amor, de penas recipiente

en otro corazón busca el amparo

renaciendo las flores de esperanza.

 

Y vuelve a amar, desenfrenadamente

encontrando la luz en otro faro

más allá de la incierta lontananza.

 

 

QUÉDATE

 

Quédate, la luna ya se ha ido

la tormenta no cesa.

El piano espera tu concierto

o hablemos de mi última acuarela.

 

La noche está muy fría,

la lluvia cae férrea.

Tengo coñac francés para brindarte

hay suficientes leños en la hoguera.

 

No te marches aún,

aguarda que no llueva.

Caviar ruso he comprado para el brindis.

El champagne está listo en la hielera.

 

Ven a compartir el tálamo dorado,

mi alma trémula y hueca.

Puedo ofrecerte mi mejor almohada

para dormir tu rubia cabellera.

 

Es la hora de volar al infinito,

no abandones el nido ni la fiesta.

Hagamos el amor en el mullido lecho,

y espera que amanezca.

 

 

 

DESPUÉS DE TI

 

Después de ti

quedará el insondable silencio de lo eterno,

terminarás la lucha por la vida

y emprenderás el viaje – sin regreso –

hacia el mundo infinito de lo ignoto.

 

No te llevarás: ni la piedra, ni el árbol, ni las estrellas,

ni siquiera el polvo del camino

y volarás sin rumbo, desnudo, por el sideral

espacio infinito de todo el universo.

 

Vendrán: Las esquelas mortuorias en la prensa.

Los homenajes póstumos.

Las actividades In Memoriam

o Post Mortem.

 

La llama del vivir perenne

la apagará tu ráfaga de ausencia.

 

Todo será eclipse, soledad, vacio.

 

Solo un simple retrato mostrará tu sonrisa

con el rostro envejecido.

 

Ni la historia recogerá tu existencia

y una simple lápida de mármol o bronce

guardará la fecha de tu partida.

 

Después:

poco a poco se cubrirá tu nombre

con el manto indolente del olvido.

 



Primer Premio en el Concurso del I.C.P. 2,010
-Poesía-


 

RAÚL CASTILLO SOTO

Obtiene su licenciatura en Psicología por la Universidad Interamericana de PR (1981) y la maestría en Trabajo Social por la Universidad de Puerto Rico (1989). Al presente se desempeña como trabajador social en el Distrito Escolar de Trenton, New Jersey. Sus obras han sido publicadas en diarios, semanarios y en diversos foros de la Red. Incluido en la antología Matices (Buenos Aires, 2007), tiene publicados los libros de versos Voces bajo la carpa (Trenton, NJ, 2009) y Noctámbulo de diez espacios, premiado por el Circulo de Cultura Panamericano en el XXIX Certamen Internacional Eugenio Florit (2008) y publicado en el libro Caminos de luz: Sueños en 3 actos, en donde aparecen obras de otros dos autores españoles. Recientemente, resultó ganador del primer lugar en las categorías de poesía y cuento corto para escritores con publicaciones en el Certamen Literario 2010 Manuel Joglar Cacho, avalado por el Instituto de Cultura Puertorriqueño. Es también autor del libro de cuentos cortos El hogar de los escombros (2008, aún inédito). El autor participó del XVIII Maratón de Poesía del Teatro de la Luna celebrado en junio del 2010 en los locales del Teatro y en la Biblioteca del Congreso de Washington, DC. y fue incluido en la antología Que no cesen los rumores (Santo Domingo RD; 2010) que publicó los trabajos de los poetas participantes. Obtuvo el primer premio en el XIX concurso de poesiadel Instituo de Cultura Peruana


LA FUGA DEL POETA

A José María Arguedas

Si mi fuga del mundo hace al gusano

revolcar en la tierra vil e infame,

si el lodo ya los huesos me reclame,

sacad la fría pluma de mi mano.

No dejéis, la partida sea en vano,

que sea sólo sangre que derrame,

aquella hiena hambrienta que me lame,

cual látigo feroz del cruel tirano.

Dejad que la palabra, voz en vuelo,

levite libremente del escombro,

y esparza su mensaje desde el cielo;

que cubra en las tinieblas del asombro

la impía bestia del manchado velo,

que emane de las sombras, si la nombro.

ATARDECER DE LAS GAVIOTAS

Sobre palmeras erguidas

revolotean gaviotas,

con el gris de sus derrotas,

entre las horas perdidas.

En crestas de añil teñidas

lava el día su mejilla

y sus pies tocan la orilla;

y hace de su gracia alarde:

alcanza el mar a la tarde,

de ese sol que se arrodilla.

LUNA DEL MALECÓN

Aunque me inunde en querellas,

aunque la noche me diga:

“El sol me sigue y obliga

a descolgar las estrellas,

las pléyades, mis doncellas,

guirnaldas del horizonte…”

No seguiré su desmonte

y con mis rayos de plata

alumbraré a la fragata

que hasta altamar me remonte.

LOS NOGALES DEL DESTIERRO

Varados los nogales, prisioneros,

su sangre duerme helada en los rumores

del viento cabizbajo y otoñado

que acaricia la piel de sus eneros.

Se visten melancólicos senderos

en luces de la Patria, y los olores

de la ausencia, que rumia aletargada

en ramas despobladas, desesperos…

Y en brazos alargados del destierro

va y danza silencioso aquel recuerdo,

que muerde en la conciencia como un perro.

DANZA DE LAS SOMBRAS

"Yo que creí que la luz era mía

precipitado en la sombra me veo."

Miguel Hernández

Ya postrada a mis pies,

muerde, ciega de luz,

la sombra que coqueta

me invita a sus confines:

a esa piel que oscurece,

y apresurada va por su conquista.

Le recibe este cuerpo

en la esquina, ojeroso,

hecho de espesa música nocturna…

Mas hoy quedan, la sed

y la danza sin gloria,

junto al ausente abrazo:

silueta de dos cuerpos

que en su eterno bailar

sufren el pozo seco de la espera.

 

 


Primer Premio en el Concurso del I.C.P. 2,009
-Poesía-

SERGIO GALÁN PINO

 

Nació en San Antonio de los Baños, Cuba. Estuvo asilado en la Embajada de Perú en La Habana, desde donde salió rumbo al destierro en 1980. Es miembro  del Círculo de Cultura Panamericano, del Instituto de Cultura Peruana y del Colegio Nacional de Periodistas de Cuba (en el exilio). Ha publicado "La Embajada del Perú: un salto hacia la libertad" y está próximo a salir un libro donde refleja el dolor de su interminable destierro. Obtuvo varios premios en poesía: el José María Heredia  de la Asociación de Comentaristas y Críticos de Arte (ACCA), el Agustín Acosta de Gala, el del Círculo de Cultura Panamericano (Capítulo de Miami) y el premio Andrés de Piedra Bueno. Publicamos a continuación su obra premiada en primer lugar en el XVIII Concurso de Poesía del Instituto de Cultura Peruana de Miami.

 


 

A LA DERECHA DEL SUEÑO

 

Asómate en el rincón

más inhóspito del canto,

mintiéndole un cielo al llanto

en que viaja el corazón;

en anónima eclosión

crea un miraje en la arena

de esta - casi nazarena -

llaga de mi íntima piel

y que - derramada en hiel -

me galopa cada vena.

 

Asalta esta gruta extraña

en que mi horror evidencio,

alquilándole al silencio

su estrella menos huraña;

reta a la niebla que empaña

mi tránsito vertical,

hurta al alba su panal

y redímelo en mi frente

con la intención permanente

de un milagro matinal.

 

Ven y agráciame con el

lenguaje azul de las algas

de ese mar en que cabalgas

ebria de sol y de miel;

deshabítame la piel

 de toda raíz obscena,

clausura esa voz ajena

que mis sentidos rechaza

y con tus manos aplaza

la muerte de la azucena.

 

Asómate ya... que aún puedo

saltar a un cielo mayúsculo

y prófugo del crepúsculo

irme a la izquierda del miedo;

rescátame donde quedo

mas al dorso del dolor,

dale a esta fiebre el color

que asume un ángel dormido

y en mi más alto latido

abre un refugio al amor.

 

 

ACRÓSTICO

(Dios es Amor)

 

Divina Esencia, Ser trino,

Imagen de lo Absoluto:

Orbita cada minuto

Sin sol por donde camino

 

Estrena un cielo genuino

Sobre mi terco dolor,

 

Apresúrame un color

Más cercano a tu voz lacia

O refúgiame en la gracia

Redentora de tu Amor.

 

 

SONETO POR MARÍA

 

Ya constelado el milagroso seno,

ebria de cielos la mirada pura,

encendida en visiones la blancura

que anida entera en su perfil sereno.

 

De albos asombros el camino lleno,

tatuada por la gracia su cintura,

vestida con la angustia prematura

del místico misterio nazareno.

 

Asi vino Maria Inmaculada

(refugio y esperanza de alborada,

promesa vertical al fruto bueno)

 

flotando por los tiempos su ternura,

ebria de cielos la mirada pura,

ya constelado el milagroso seno.

 


SONETO A LA GUERRA

 

De negarte mis íntimos cristales

me ha crecido en el sur esta quimera

y he quemado mis sombras en la hoguera

de todos mis contornos verticales.

 

De negarte abracé los ideales

que volcaron el verde en mi bandera

desplegada hacia el sol bajo una espera

nutrida por un sueño de panales.

 

Hoy te veo volver bajo otros nombres

(en un pacto sin fecha con los hombres)

pero a pesar de tu estocada audáz,

 

Aún te sigo negando en mi impotencia

 y es que hay un seis de agosto en mi conciencia

que no podré desalojar jamás.

 

 

BAJO LA LLUVIA

 

Mujer, bajo la lluvia tu mano es como un puerto.

Aqui me tienes pleno cabalgando en tus ojos,

que habitan el cansancio, la duda y el silencio.

Hay ángeles nocturnos que velan nuestros pasos

desde todas las ramas que saludan al viento.

Este exilio de estrellas hace mi sed más honda

y la palabra "mía" me humedece los tuétanos.

El calor que en los dedos te dejó mi contacto

ha hecho que la noche de los dos tenga miedo.

Mujer, bajo la lluvia tu mano es como un puerto.

 Te necesito en todas tus formas ignoradas:

tórnate almohada, loba, rayo, panal, espejo...

Las luces del asfalto nos traza una consigna

pero tu voz se impregna de la palabra sexo

y tu boca va abriendo cauces definitivos

y mi amor se emborracha con tu tacto de fuego.

Yo quiero detenerme en tu verdad sublime.

No me sueltes la mano: llueve afuera...y adentro.

No me sueltes la mano: quiero anclar en tu puerto. 

 


TRIUNFADORA EN EL CONCURSO LITERARIO 2008
XVII Concurso de Poesía y Narración en homenaje
al poeta peruano Nicomedes Santa Cruz Gamarra


PRIMER PREMIO EN POESÍA
(VER RESULTADOS DE CONCURSO LITERARIO DE NARRACIÓN)

ELVIRA SEVILLANO MARCO

Nacida en Argentina con residencia en España; escribe desde muy temprana edad, volcada hacia los temas sociales, en los que llega al lector, tanto con un mensaje esperanzador, como señalando la relidad más cruda. Los niños y los ancianos son temas que la preocupan de la misma manera que el hombre, la naturaleza y su futuro universal. Ha publicado algunos libros de su autoría, antologías, ha realizado recitales enriquecidos con diapositivas, tal como ha realizado temporadas radiales y ha obtenido reconocimientos meritorios por su obra, en diferentes certámenes literarios. Los poemas que publicamos a continuación fueron premiados con el primer lugar en nuestro concurso del 2008. Miami, florida Cell phone: 305 200

POEMAS


A JESÚS CON AMOR

Tengo ganas de entrar en las iglesias
y bajar de las cruces tu figura,
¡no más Cristos clavados y sufrientes
ni sudarios que empañen tu hermosura!

Tú eres Dios, blanco, eterno, milagroso,
hombre de carne que venció a la tumba,
espíritu de luz, pulso y origen,
providencia, destino y apertura.

Tú eres Dios y no habrán de condenarte
ni en la estatua de rígida moldura
a penetrar en mí sobre el calvario
que desgarre tu amor y mi locura.

¡Oh, Cristo que en tus llagas nos conoces
intenta en el talento la aventura
de acabar con tu cuerpo maltratado
sobre las cruces de tu desventura!
Que inventen un Jesús para los templos
gozando al contemplar su criatura,
sin maderos ni espinas, sin heridas,
sin escarnio y libre de ataduras.

Tengo ganas de entrar en las iglesias
y en mi sonrisa percibir la tuya,
y poner en tu imagen, de rodillas,
mis manos abrazando tu cintura.

Yo puedo recordar hasta tus miedos
repasando las Santas Escrituras,
pero no, cual bandera a media asta
perpetuarte en la cruz y en su postura..

Habré de hablarte, de golpearme el pecho,
de persignarme como siempre lo he hecho,
pero quiero una cruz que esté vacía
¡y un Dios feliz con la mirada pía!
 

 

&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&6

 

HOGAR

 

Y el último suspiro llegó bajo este techo.
Es mi amor contenido. Es dejarle algo adentro.
Ya no hay nada en la casa. Está todo en silencio
y aunque no quiera irme, mi equipaje está hecho.
A veces el destino nos derrumba el imperio
de los años felices, sin razón ni derecho.
A veces pasan cosas absurdas que en su juego
nos transforman la imagen cual pájaro agorero,
pero la vida sigue y ¡hay que ponerle el pecho!
¡Adiós paredes mías!, postigo, umbral y suelo
mil veces recorrido como el mejor paseo.
Voy a cerrar la puerta para siempre y no quiero
que despierte la casa y me llamen los ecos
de una historia, ¡la mía! tan plena de recuerdos.
Quiero marchar sin quejas. Sin desplomarme ¡ quiero!
Para decirle adiós y mentirme, ¡ahora vuelvo!
Aquí queda mi alcoba, preludio de mis sueños,
las voces de mis hijos, los años que cumplieron,
sus risas y sus llantos, mis nanas y mis cuentos…
¡Son veinte navidades de fe y advenimientos!
Llora en la chimenea Santa Claus ceniciento
y la Pascua sin mesa del patio solariego.
¡Son demasiadas cosas para olvidar que “fueron”!
Por eso necesito dejar el pensamiento
ahora aletargado y repetirme ¡puedo!
Voy a partir sin lágrimas para empezar de nuevo.
¡Necesito la fuerza!... pero sé que no es cierto
que el otro hogar me haga olvidar el primero.
Y aunque la casa siga de pie sobre el cimiento,
su alma es toda mía. ¡La llevo en mi trayecto!
Por eso aunque la habiten ¡jamás tendrá otro dueño!
 

 

&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&6

 


TU HACER INMEJORABLE


Para Mónica en los umbrales de la maternidad

Y tocará a tu puerta para asomarse al mundo.
Y buscarán sus ojos los ojos de su madre.
Conocerá en tu pecho ambrosia y arrullos
y sabrás que no hay nada tan liviano y tan grande.

Te llenarán sus voces y estarás a su lado
con el tiempo del alma, con la avidez del hambre,
y aún no estando juntos te prenderás a su halo,
pues no existe distancia que te lleve a otra parte.

Tendrá el rostro que quieras ver en él, ¡tan hermoso!
que no podría igualarse si no es al de los ángeles,
porque el amor dibuja trazos maravillosos
que no se dan ni cambian, ni los diluye el aire.

Y tendrá nombre propio y sonará distinto
cuando a él te refieras. Pero más importante,
será cuando lo llames con ardoroso instinto,
diciéndole ¡hijo mío!, al hijo de tu carne.

 

&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&6


¡YAYA!


¡Ese sillón vacío
donde a veces dormías
el sueño de la tarde!
¡Ese sillón vacío
en donde tus cansancios
solían descansarse!
¡Ese sillón curioso
que junto a la ventana
te ofrecía la calle
y era junto al fuego
en tu abstracción furtiva
recuerdos en viaje!
Ese sillón vacío
quiero que me devuelva
tal como ayer tu imagen!...
Por eso yo lo miro
obstinada, entre ruegos
que enardecen mi sangre,
y a veces me acurruco
en él cual si tuviera
el calor de tu carne.
Por eso lo conservo
esperando el milagro
que acabe con mis ayes…
Ese sillón vacío,
sé que te está esperando
¡porque de él formas parte!

 

&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&6

 


 

LEGADO


Si entiendes en la infancia que el pájaro es del cielo
y amor es la primera palabra en tu cuaderno,
si regalas colores que te llegan de adentro
y cuidas de las flores la integridad del pétalo,
si aprendes en la cuna como llegar muy lejos
gastando tus zapatos, siendo tu propio dueño,
si no apresa tu mano la mariposa al vuelo
para ser olvidada dentro de un libro viejo,
y no enjaulas leones ni azotas a los perros,
ni haces tus trofeos con animales muertos,
podrás crear un hombre con más alma que cuerpo
irrigando equilibrio, corazón y cerebro.
Podrás hacer que el agua no escape entre tus dedos
y que la paz sea el vínculo que te una al universo.
Podrás dormir tranquilo y soñarás despierto
porque habrás comprendido, dimensión y elemento.


(VER RESULTADOS DE CONCURSO LITERARIO DE NARRACIÓN 2008)


(VER RESULTADOS DE CONCURSO LITERARIO DE NARRACIÓN 2007)
(VER RESULTADOS DE CONCURSO LITERARIO DE POESÍA2007)


 I.C.P. (c) 2008 - Miami, Fl. USA - Telf: (305) 387-1741 / Web: www.casadelpoeta.com/icp